Logo

El Godoy Maceira Porriño quiere reencontrarse con la victoria en su exigente visita Gijón.

Tras caer el pasado fin de semana con la cabeza alta en la Segunda Ronda de la Copa de la Reina ante el BM Granollers, vuelve la Liga Guerreras Iberdrola para el Godoy Maceira Porriño, que visitará mañana (17.30 horas, Pabellón de La Arena), al Liberbank Gijón.

Partido con sabor a revancha para el bloque porriñés, que en la segunda jornada de liga ya cayó en casa ante el Gijón por 21-24 en un duelo muy ajustado. A esto, se suma que el Godoy Maceira necesita demostrar que la mejoría en su juego que se pudo apreciar en la segunda mitad del partido copero en Granollers, sigue su progresión en el duelo de mañana.

Para ello, las jugadoras dirigidas por Abel Estévez necesitarán salir concentradas al 100% desde el minuto 1 de encuentro, para intentar así sacar del partido a un Gijón que se está mostrando un poco más regular que las porriñesas, situándose en la sexta posición con 17 puntos, por los 10 que suma hasta el momento el Porriño.

La buena noticia para el Godoy Maceira Porriño es que Cecilia Cacheda podrá jugar con total normalidad una vez superadas sus molestias físicas, un subidón de moral para todo el equipo, que contará con la ayuda de la talentosa central lalinense.

Por su parte, la única baja del primer equipo sigue siendo Iasmin Dos Santos, que si todo va bien podrá recibir también el alta la próxima semana.

En palabras del propio Abel Estévez, el duelo de mañana “es muy importante para intentar puntuar fuera de casa, que es algo que últimamente nos está costando”.

Sobre el Gijón, el técnico del bloque porriñés destacó que “es un equipo muy fuerte, tenemos que jugar muy bien nuestras bazas porque ellas juegan un balonmano muy controlado, con eficacia en todas sus líneas y dos grandes porteras”, explicó“Intentaremos controlar el ritmo de juego y realizar un partido más dinámico y alegre que el suyo para intentar llevarnos este partido”, concluyó Abel.